Es momento de re inventarte.

Deja un comentario

Hace poco hacía memoria de cuando decidí cambiar de giro del medio financiero y dedicarme a la consultoría de imagen y comunicación de negocios.  Después de casi 18 años tomé una decisión, en dónde lo primero que pensaba era ¿cómo iba a comunicar positivamente este cambio a otras personas?  Si todos estos años me habían visto como asesor financiero y trabajando dentro de este medio, cómo de un día a otro iban a reconocerme  haciendo algo totalmente diferente y que fuera creíble para la fortaleza de mi nuevo proyecto.

Cuando ofrezco consultorías individuales en dónde se requiere de hacer cambios en comportamiento, en la manera de comunicar, o a veces en la forma de vestir,  muchos de mis clientes me dicen ¿Qué voy a decir cuando otros noten este cambio? ¿Si empiezo a actuar o verme diferente, igual y no me van a creer?

Si toda la vida hemos actuado de una forma en específico,  las personas me conocen de tal o cual manera, estos pequeños cambios para mejorar, hacen que nos entren dudas e inseguridades de lo que otros puedan o no pensar.

Ese es un pensamiento normal que nos asalta pero que debemos sustituir en ese momento por otro más fuerte y que nos motive a mejorar.  Detenernos ante la inercia de el camino avanzado y analizar si lo que estamos haciendo, es lo que mejor sabemos hacer, si lo que estamos haciendo lo estamos haciendo de forma correcta o puede mejorar  y que si otros notan el cambio, y nuestros talentos, metas y valores se ven fortalecidos, entonces esta re invención de tu persona fue un acierto. Haz  a un lado el típico, “Pero si yo siempre he sido así”… esto solo obstaculiza tu camino.

A eso le llamo re inventarte.  Hoy una de mis fortalezas que fue una de mis grandes dudas, ha sido haber trabajado en corporativos tantos años, que me da la experiencia de saber como los ejecutivos de alto nivel pueden seguir creciendo, salir de rutinas y zonas de confort y mejorar acciones que les permiten posicionarse con  más fuerza o sobresalir de entre otros.  Yo estoy segura, que todos podemos pasar por una re invención, no necesariamente un cambio radical, pero quizá sí un cambio en ciertas costumbres, hábitos y tratar de ver las cosas con una visión diferente, que permita que sigamos adelante y no caigamos en rutinas y malos hábitos. A lo mejor es un cambio de trabajo, un nuevo puesto, o simplemente mantener el que ya tienes.

Esos pequeños cambios que permitan que a través de nuestra comunicación, comportamiento y apariencia, mandemos mensajes correctos, en lugar de pensar que otros no están percibiendo nuestras verdaderas intenciones.  En la mayoría de los casos, las persona tendemos a pensar que somos injustamente valoradas y que no han sabido considerarnos correctamente; yo me detengo siempre y pregunto: ¿es culpa de otros o yo estoy mandando una señal incorrecta?  Es por eso que te invito a que consideres, qué de tu camino recorrido, puedes hacer mejor, qué puedes dejar de hacer y qué puedes empezar a hacer para re inventarte y sobresalir en este mundo lleno de información y personas similares a ti.

Foto “© [AnidaK ] / [PhotoXpress]

Ale Marroquín es consultor en comunicación, presencia y liderazgo ejecutivo. Se dedica a reinventar y posicionar la marca personal de profesionales, ejecutivos de alto nivel, emprendedores que quieren acelerar su potencial a través de su presencia ejecutiva. Su especialidad en personal branding y storytelling, la distingue en su trabajo para impulsar a profesionales a sobresalir y desarrollar su liderazgo.

Acelerando el potencial de las personas.

Twitter: @a_marroquin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *